Marranzini se define como un profesional curioso y con deseos de aportar a la sociedad

Marranzini se define como un profesional curioso y con deseos de aportar a la sociedad

Este joven de 36 años cuenta con una hoja de vida impresionante, abrió las puertas de su oficina para contarnos su historia. El señor Andrés Marranzini es el actual vicepresidente ejecutivo de la Asociación de Hoteles y Turismo de la República Dominicana, (ASONAHORES). Uno de los gremios de turismo más importante del país. Antes de esto, estuvo desempeñando algunos cargos importantes en el sector público. Se define como una persona curiosa con deseos de hacer aportes a la sociedad en cualquier escenario que se le permita, “siempre estoy buscando espacios que me permitan aportar y saciar esa curiosidad” afirma Marranzini.

Proveniente de una familia de abogados, siguió los pasos de sus padres, porque dice que “era lo seguro” y además los test psicológicos confirmaron que sus aptitudes para una carrera universitaria eran derecho y economía. Aparte de esto, dice que su sueño siempre fue ser un abogado corporativo, con la meta de radicarse en los Estados Unidos, pero la vida le tenía otros planes.

Trabajar en el sector público
Entre los cargos que ha ocupado Sr.Marranzini, en el sector público se pueden destacar Viceministro Administrativo de la Presidencia, Viceministro de trabajo, Viceministro de la Juventud y Consultor Jurídico del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales. Cuando se refiere a esta experiencia de servidor público dice que: “cuando sumo y resto, siempre me da positivo”. Cree que como ser humano uno es mejor profesional después de tener la experiencia de servir y de ser un funcionario, pues todo el mundo tiene una idea de cómo son las cosas en el gobierno.

El trabajar en diferentes ministerios me ha dado la oportunidad de ampliar mi visión, afirma. Por ejemplo, cuando me desempeñe como Viceministro de trabajo, fue una de las posiciones que más disfrute, porque lidiaba con los sindicalistas, veía todo el tema del CAFTA, el componente laboral, los aumentos salariales y paraba huelgas. Señala el vicepresidente.

Otros aspectos de los que habló fue el conocer el proceso de las tomas de decisiones cuando estuvo en la presidencia, pues dice que es muy importante porque una sola decisión podía cambiar la vida de muchas personas o resolver un problema nacional.

“Cuando se sirve con el deseo de hacer un aporte es un gran sacrificio personal y familiar” Andrés Marranzini.

Son muchos los sacrificios personales que se hacen cuando se decide desempeñarse como funcionario público, muchos de estos sacrificios no se ven. Resalta que, es un sacrificio económico, porque no te pagan que si trabajaras en el sector privado; un sacrificio personal por las horas que demanda el trabajo, pero sobre todo, cuando hay deseos de desempeñarse con ganas y con el objetivo de complacer a todo el mundo, por último, dice que ser un servidor público es un sacrificio familiar porque le quitas tiempo a la tu familia en adicción de las horas de trabajo que ya le dedicas.

Marranzini aclara que a pesar de todos estos sacrificios no se arrepiente de haber tomado la decisión de ser funcionario público, pues para él fue una experiencia positiva, además que no era el camino que él había diseñado para él, ya que nunca se visualizó en ninguno de los cargos.

El turismo en su vida
Su llegada a la industria turística fue por casualidad, de hecho, Marranzini Grullón afirma que nunca se imaginó que terminaría trabajando para un gremio y más uno que estuviera especializado en turismo.

Nos contó su experiencia de cuando lo llamaron de Head Hunters por una entrevista de trabajo. En un principio no iba asistir, pero cuenta que le dio curiosidad saber cuánto el valía en el mercado, y lo último que se imaginó que esa entrevista era para ASONAHORES. Pensó que lo estaban entrevistando para el departamento de riesgos de un banco.

Dice que para él fue una sorpresa ser elegido entre trece candidatos que tenían para el puesto y que para el aceptar este cargo era una manera de cerrar el capítulo del ejercicio público y continuar buscando espacios que le permitieran seguir aportando a la sociedad.

Las nuevas generaciones de empresarios en ASONAHORES
Actualmente tiene ocho meses en ASONAHORES, y le preguntamos de las nuevas generaciones de empresarios turísticos que vienen surgiendo como revelos de esas grandes figuras de la institución. Además, cómo aprovechan y qué se sentía ser parte de esa nueva cara que esta presentado la institución.

Marranzini dice que era parte de la estrategia institucional, que está escrito en las actas de la asociación y que parte de las razones por las que fue contratado era para ir abriendo esos espacios de renovación dentro de la institución. Asegura que es un proceso natural y sano cuando la misma institución permite esa integración.
Recalca que lo más importante en la renovación de cualquier institución es la planificación estratégica institucional, que abarque todos los intereses que representa la institución, que fue lo primero que se realizó a su llegada y actualmente se está llevando acabo.

El futuro del turismo dominicano
Comenta sobre el futuro del turismo desde su perspectiva de vicepresidente de ASONAHORES y dice que el sector es una industria global y la República Dominicana es un competidor en la esta industria. Destaca que el turismo es una actividad que dinamiza e irradia progreso en cualquier lugar donde se desarrolle, porque afecta diferentes actividades accesorias.
En el mundo hay grandes oportunidades que el país puede aprovechar y coyunturalmente hemos captado ese turismo, sostiene. “El turismo ha crecido muy bien y las proyecciones son buenas y creo que el turismo es el futuro de la economía del país porque ya estamos afectado el 16 % del PIB. Pero todo se trata de ampliar el número de asientos y el número de habitación”, destaca.

“Grupo Estratégico Empresarial”, su aporte a la sociedad

Su naturaleza curiosa y las ganas de aportar a la sociedad dominicana lo llevaron a fundar, junto a otros empresarios jóvenes y preocupados por el desarrollo de su país, el “Grupo Estratégico Empresarial”. Comenta que la idea en ese proyecto era estudiar seis ejes temáticos a profundidad con el deseo de hacer políticas públicas con tres vertientes, primero que sean neutrales desde el punto de vista presupuestario, segundo que afecten directamente a corto plazo al sector privado y por último, que tengan un componente de alianza público-privado en su ejecución.

Explica que se contrataron investigadores y profesionales para la investigación de cada sector para luego pasar a realizar las propuestas que eran validadas por nosotros. Cada investigación y propuesta era apadrinada por una universidad y la institución que vela por ese sector. Los resultados de las investigaciones serán presentados a final del año, según nos cuenta Marranzini.

A los jóvenes hay que darle oportunidades
Le preguntamos que sentía tener tan solo 36 años y una hoja de vida impresionante, dice que en cada una de las experiencias que vivió se dedicó a aprender y hacer las cosas lo mejor posible y de buena fe. Los jefes que tuvo lo enseñaron a ser un buen funcionario público. Y que todas sus vivencias en el sector público fueron de pura casualidad. Dice que su edad fue un tema de discriminación, “lo que lo ayudó a lidiar con esto a los ministros que sirvió, pues creían que a los jóvenes había que darle oportunidades y que también yo daba más de lo que se me pedía. Saber aprovechar las oportunidades que se nos da”.

¿Qué le diría a esa nueva generación que se está formando?

“Lo único que les puedo decir es que sean curiosos, mi experiencia de ser funcionario y de haber vivido cosas o experiencias de grandes ligas, es que no necesariamente las cosas son como son ni como las pintan. Uno mismo tiene que hacer el esfuerzo de aprender y leer. Es cierto que los errores se repiten y lo mejor que uno puede hacer es prepararse y no repetir esos errores anteriores. Aprovechar esas oportunidades y sobre todo ser humilde, pero al mismo tiempo estar seguro de uno mismo. Que, si fallas, fallaste con la convicción de que estabas tratando de hacer lo correcto y ser humildes a la hora de aceptar esos errores.”

Por: Keila Cedeño

Comentarios

Nos encantan los comentarios
No hay comentarios aún! Usted puede ser el primero en comentar este artículo!

Sus datos estarán a seguros Tu dirección de correo electrónico no será publicada. También otros datos no se compartirán con terceros. Los campos obligatorios marcados con*